Facebook
LinkedIn
Twitter

Ciudad de México. Resulta un exagerado pensar que la tecnología 5G sea la pionera de una nueva revolución industrial. Pero lo cierto es que en Barcelona quiere convertirse en una referencia al implementar este sistema, que dicen, tardará en extenderse a nivel mundial.

Lo innovador de esta tecnología no es la velocidad de conexión de los dispositivos móviles, sino que la latencia de las redes disminuirá, es decir, el tiempo de respuesta para enviar o recibir datos.

Uno de los sectores beneficiados sería el transporte público, se podrían tener autobuses supervisados remotamente, incluso sin la intervención humana. A su vez, los sistemas con sensores se apoderarían del alumbrado, sistemas de riego e o cadenas de producción.

Es por ello que la llegada de esta tecnología se explica como una especie de revolución industrial.

Hasta ahora, los avances que se tienen son experimentos de laboratorio que deben ponerse a prueba en el sector gubernamental, en telecomunicaciones y fabricantes de hardware. Sin embargo, ciudades como Talavera en España y Segovia son pioneras en implementar esta red, la razón: son ciudades pequeñas que no necesitan tantos puntos de infraestructura para funcionar adecuadamente.

Es necesario que se tomen en cuenta las repercusiones sociales que traería este cambio tecnológico.

Últimas publicaciones